La pandemia plantea una Navidad «de perfil bajo» en Tierra Santa

A pesar de los estragos de la Covid19, la basílica de Belén mantendrá la tradicional misa de medianoche que se emitirá por internet

A las puertas de Navidad, el reportaje de Rome Reports de esta semana explica cómo se plantean las fiestas navideñas en el lugar donde nació Jesucristo. Precisamente, Tierra Santa, tradicionalmente el principal destino para peregrinos, puerta cerrada desde que se descontroló la pandemia el pasado mes de marzo. Por ello, se ha organizado una reunión telemática para la plataforma Stand Together, en la que el Patriarca Latino de Jerusalén, Pierbattista Pizzaballa, ha explicado cómo será la Navidad allí, en estos tiempos de Covid-19.
«No hay peregrinos, habrá menos gente de lo habitual -lamenta el patriarca-. Por otra parte, los cristianos de aquí tampoco pueden salir de sus ciudades. Estaremos muy limitados debido a virus, la pandemia, el cierre de edificios que incluye iglesias, la limitación de personas según el tamaño del edificio. Será una Navidad de perfil muy bajo», añade.

Situación precaria

La pandemia además ha dejado a miles de familias sin trabajo en esta tierra. Por ello, la Iglesia católica y otras organizaciones cristianas han creado una red de apoyo.
Según explica Pierbattista Pizzaballa «las comunidades de Galilea son más fuertes que las de Palestina, así que se apoyan con comida, dinero, becas y esas cosas. Hemos puesto en marcha fondo, fondos humanitarios para apoyar a las familias en las necesidades más básicas».

Fraternidad en momentos difíciles

A pesar de los desafíos políticos, religiosos y ahora, sanitarios, el patriarca Pierbattista Pizzaballa ve mucha esperanza. Lo ve en el compromiso y la fraternidad entre personas en estos tiempos difíciles. «Hay que acompañar estas palabras de esperanza con gestos concretos de amor, solidaridad y cercanía – explica el Patriarca de Jerusalén-. No podemos pretender cambiar todo el mundo. Tenemos que trabajar en el contexto en el que estamos, poco a poco».
Aunque el lugar donde nació Jesús estará esta Navidad mucho más vacío de lo normal, se mantiene la tradicional misa de medianoche en la basílica de Belén y se retransmitirá por Internet. Otro gesto para mostrar que el mensaje de la Navidad es más fuerte que cualquier otro.

¿Te ha gustado este contenido? Suscríbete a nuestro boletín electrónico. Cada semana, la actualidad de la Iglesia diocesana en tu correo.

Te interesará ...