3 DE FEBRERO

San Blas, obispo y mártir

San Blas, obispo y mártir

Diversas Actas, griegas y latinas, de este mártir lo han hecho muy popular en todo Occidente. Toda su vida quiere ser una respuesta a las tradiciones rurales y curativas que los fieles ya practicaban. Nombrado obispo de Sebaste (siglo IV), vive en un eremitorio rodeado de animales, que cura cuando están enfermos. Buscando fieras para el circo de Roma, los soldados lo descubren y, camino del martirio, cura a diferentes personas, también a un joven con mal de garganta. Para la tradición es el protector de los animales domésticos, y remediador contra distintas dolencias.

San Óscar, obispo

Óscar (801-865) era monje benedictino en Corvey (norte de Westfalia). Quizá el trabajo manual trenzando redes de pesca, le sirvió para trenzar redes de apostolado entre los pueblos escandinavos. A los 25 años es enviado a Dinamarca para ayudar al rey Harold, y cuando éste es destronado, tiene que huir a Suecia. Siendo arzobispo de Hamburg en el 831, también tiene que huir a Bremen, cuando la diócesis es asaltada por los normandos. Pero volverá a Dinamarca y visitará Suecia. Morirá el 3 de febrero del 865.

  1. San Blas, obispo y mártir, que, por ser cristiano, padeció en tiempo del emperador Licinio en la ciudad de Sebaste, en Armenia (c. 320).
  2. San Oscar o Ansgario, obispo de Hamburgo y después también de Brema, en Sajonia, el cual, siendo monje del monasterio de Corbie, fue designado por el papa Gregorio IV como legado para todas las tierras del norte de Europa, anunciando el Evangelio a grandes multitudes de Dinamarca y Suecia y consolidando allí la Iglesia de Cristo. Después de superar con ánimo invicto muchas dificultades, desgastado por sus trabajos murió en Brema (865).
  3. En Jerusalén, conmemoración de los santos Simeón, anciano honrado y piadoso, y Ana, viuda y profetisa, que merecieron saludar a Jesús niño como el Mesías y Salvador, esperanza y redención de Israel, en el momento en que, según la ley, fue presentado en el Templo.
  4. En Cartago, ciudad de África, san Celerino, lector y mártir, que confesó denodadamente a Cristo en la cárcel, entre azotes, cadenas y otros suplicios, siguiendo las huellas de su abuela Celerina, anteriormente coronada por el martirio, y de sus tíos Lorenzo, paterno, e Ignacio, materno, los cuales, habiendo servido en campamentos militares, llegaron a ser soldados de Dios, obteniendo del Señor palmas y coronas con su gloriosa pasión (s. III).
  5. En Poitiers, en Aquitania, san Leonio, presbítero, que fue discípulo de san Hilario (s. IV).
  6. En Gap, de la Provenza, en la Galia, santos Teridio y Remedio, obispos (s. IV/V).
  7. En Lyon, en la Galia, san Lupicino, obispo, que vivió en la época de la persecución bajo los vándalos (s. V ex.).
  8. En el monasterio de Celle, en Hanonia, san Adelino, presbítero y abad (c. 696).
  9. En Chester, en la región de Mercia, en Inglaterra, santa Wereburga, abadesa de Ely, que fundó varios monasterios (c. 700).
  10. En Meerbeke, en Brabante, santa Berlinda, virgen, que se distinguió en esa ciudad por su vida religiosa de pobreza y caridad (s IX-X).
  11. En el monasterio cisterciense de Froidemont, en la región de Beauvais, en Francia, beato Helinando, monje, el cual, después de haber vivido como trovador itinerante, abrazó la vida humilde y escondida en el claustro (post 1230).
  12. En Londres, en Inglaterra, beato Juan Nelson, presbítero de la Compañía de Jesús y mártir, que por haber negado la suprema potestad de la reina Isabel I en lo referente a la vida del espíritu, fue condenado a muerte y ahorcado en Tyburn (1578).
  13. En Lyon, en Francia, santa María de San Ignacio (Claudina) Thévenet, virgen, quien, movida por la caridad y con ánimo esforzado, fundó la Congregación de las Hermanas de Jesús y María, para la formación espiritual de las jóvenes, especialmente las de condición humilde (1837).
  14.  En Bourg-Saint-Andéol, en la región de Viviers, en Francia, beata María Ana Rivier, virgen, la cual, durante la Revolución Francesa, que suprimió todas las órdenes y congregaciones religiosas, instituyó la Congregación de las Hermanas de la Presentación de María, para educar en la fe al pueblo cris-
    tiano (1838).
  15. En la población de Steyl, en los Países Bajos, beata María Elena Stollenwek, virgen, que colaboró con el beato Arnoldo Janssen en la fundación de la Congregación de las Misioneras Siervas del Espíritu Santo y, habiendo abandonado la función de superiora, se entregó a la adoración (1900).
  16. Beata Josefina Nicoli, virgen. Religiosa Hija de la Caridad, y, efectivamente, la caridad fue la regla de su vida. En Cagliari (1924).

    Otros: advocaciones marianas, conmemoraciones de congregaciones religiosas, santos y beatos (tradición, costumario…).

    • San Blas: Obispo de Esmirna, protector del dolor de garganta. Popularmente hoy se bendicen alimentos (aceite, galletas, fruta, etc).
    • Orden Premonstratenco: Difuntos de la Orden, familiares y benefactores.
    • Servites: Beato Joaquín de Siena, religioso (día propio: 16 de abril).

Enero helado y febrero aguado

Enero helado y febrero aguado