14 DE FEBRERO

San Valentín

La historia: Los romanos ya celebraban el 14 de febrero en honor de Juno, diosa de las mujeres y del matrimonio: por la noche, los sacerdotes paganos emparejaban a los jóvenes; y al día siguiente comenzaban las Lupercals, fiestas de la fertilidad (los pájaros se emparejaban y estaba prohibido cazarlos).

La tradición: En el siglo III, en Roma, encontramos varios Valentinos, todos ellos mártires por decapitación. Uno de ellos habría casado en secreto a dos jóvenes: Julia con el soldado Octavi. Pero como el emperador Claudio II había prohibido la boda de los soldados, porque les creía malos luchadores, Valentí fue arrestado y conducido a la cárcel (donde parece que habría devuelto la vista a la hija del carcelero). Sería ejecutado el 14 de febrero del 270. Los cristianos enterraron su cuerpo cerca de la puerta Flamínia (llamada puerta de San Valentín).

El patronaje: En 496 el papa Gelasio prohíbe las Lupercales y “canoniza” esta fecha con un mártir muy valiente y decidido: San Valentín.

Hoy también celebramos la fiesta de san Cirilo, monje y san Metodio, obispo

Estos dos hermanos, junto con san Benito, son copatrones de Europa (1980). Eran de Salónica y se trasladaron a Moravia en 863, ya que conocían la lengua eslava. Allí evangelizaron el país, traduciendo la Biblia en esta lengua y creando el alfabeto eslavo (llamado también cirílico). Hicieron una gran labor de inculturación de la fe cristiana en aquellas tierras, a pesar de las incomprensiones y persecuciones de las que fueron objeto.