Mons. Javier Vilanova celebra Domingo de Ramos en la Sagrada Familia

El obispo auxiliar de Barcelona ha pedido a los presentes que vuelvan a entrar en las iglesias: «No os alejéis. El Señor os espera con los brazos abiertos»

Las palmas, los palmones y las hojas de laurel se han convertido nuevamente en los protagonistas, tanto dentro como alrededor de la basílica de la Sagrada Familia, para celebrar Domingo de Ramos y dar la bienvenida a la Semana Santa.

La alegría del Domingo de Ramos

El obispo auxiliar de Barcelona, Mons. Javier Vilanova Pellisa, ha comenzado bendiciendo los ramos y las palmas, así como a todos los fieles presentes en la celebración del Domingo de Ramos, tanto en el interior como en el exterior del templo, representando la entrada triunfal de Jesús en Jerusalén. «Este Domingo de Ramos se respira una ola de alegría en nuestras calles. Hoy también alrededor del templo de la Sagrada Familia se ve esta alegría. Ahora, cuando os bendecía los ramos, sentía cómo el Señor, lleno de alegría, bendecía a la gente. No solo bendecimos las palmas, el Señor quiere bendecir nuestra vida», dijo desde el exterior del templo.

Mons. Vilanova ha pedido a los feligreses: «No os alejéis de la Iglesia católica, volved a entrar. El Señor os espera con los brazos abiertos». Con esta celebración, se ha iniciado la Semana Santa, un tiempo de reflexión y oración que culminará con la celebración de la Pascua.

Fotografías: Sagrada Familia

¿Te ha interesado este contenido? Suscríbete a nuestro boletín electrónico. Cada semana, la actualidad de la Iglesia diocesana en tu correo.

Te interesará ...