Un Ramon Llull para el Papa

El obispo Taltavull entrega al Papa una imagen del beato con motivo del Acto de Inauguración de la Exposición Llull

Durante la clausura del Acto de Inauguración de la Exposición Llull, que tuvo lugar en la Cancillería Apostólica el pasado 5 de octubre, el obispo Mons. Sebastià Taltavull, administrador apostólico de Mallorca, entregó al Papa Francisco una representación de madera del beato Ramon Llull.

Las palabras del Opisbo

En el nombre de la Iglesia de Mallorca, el obispo Taltavull destacó, ante todos los asistentes, que el beato era «un hombre excepcional, en su dimensión humana intelectual, pero sobre todo en su dimensión cristiana». Según Taltavull, «la personalidad real de Ramon Llull nos muestra un hombre apasionado por Jesús crucificado y resucitado, convicción que va calando a fondo en su vida desde su conversión hasta la muerte» y añadió en el parlamento que «su esfuerzo para hacer posible el diálogo entre diferentes es un botón de muestra en su carácter de persona que confía en la bondad del otro y sabe ver las enormes potencialidades que posee «.

Finalizó sus palabras pidiendo la canonización del beato ya que, según defendió, esto «ayudará a abrir los ojos a un nuevo camino de comprensión de la vida y de las personas desde el valor del amor».

¿Te ha interesado este contenido? Suscríbete a nuestro boletín electrónico. Cada semana, la actualidad de la Iglesia diocesana en tu correo.

Te interesará ...