La gente mayor y los jóvenes, protagonistas de la fiesta de la primavera de Cáritas

Jóvenes del Casal Lobos de Taga de Càritas entregaron a los ancianos las rosas que durante semanas han sido confeccionando en un taller

Dos generaciones, culturas diferentes y un objetivo en común: compartir, amar y ser amados. Esta frase resume la esencia del encuentro que jóvenes y la gente mayor de las Cáritas Diocesana de Barcelona, parroquiales y arciprestales hicieron en la parroquia de Sant Esteve de Barcelona para celebrar la primavera y la fiesta de Sant Jordi. En el encuentro, en el que asistieron cerca de 200 personas, los jóvenes de los barrios de Ciutat Meridiana, Torre Baró y Vallbona, que participan en el casal Lops del Taga de Cáritas, entregaron a la gente mayor las rosas que durante semanas han estado confeccionando en un taller. También les reglaron libros y recitaron, junto con la gente mayor, poemas sobre la amistad, el amor, la solidaridad y la fe. En esta fiesta de la primavera tampoco faltó la música clásica (a cargo de dos voluntarios), la buena comida (gentileza del Hotel Artes) y el baile (con la megafonía y el técnico de sonido de la empresa ASB).

La gente mayor que participó en este encuentro forman parte de los proyectos de Cáritas Diocesana de Barcelona Vecino, ¿me acompañas? (barrio del Carmel); del proyecto arciprestal de Vilapicina ¿Me das la mano? y del proyecto Tramats de vida, de la parroquia de Sant Jeroni de Montbau. También estuvieron presentes en el encuentro algunas de las trabajadoras familiares que acompañan a las personas mayores, así como personas voluntarias y profesionales de Cáritas.

Gracias a acciones como éstas, la familia Cáritas crece cada día y la llama de la solidaridad y de la fraternidad que nos identifica se mantiene viva.

¿Te ha interesado este contenido? Suscríbete a nuestro boletín electrónico. Cada semana, la actualidad de la Iglesia diocesana en tu correo.

Te interesará ...